La Iglesia “San Antonio de Padua” de Ramada Paso, a un paso de ser patrimonio histórico

La Iglesia “San Antonio de Padua” de Ramada Paso, a un paso de ser patrimonio histórico

Como una manera de custodiar el arraigo religioso de su comunidad y las estructuras físicas que lo contienen, la Cámara de Diputados de la Provincia de Corrientes le dio este miércoles (10 de agosto) media sanción al proyecto de ley que promueve la declaración de “Patrimonio histórico y cultural” al edificio de la iglesia “San Antonio de Padua” de la localidad de Ramada Paso. La iniciativa es del bloque ELI y pasó al Honorable Senado para continuar con su tratamiento legislativo.

“Este proyecto se origina en una visita que hicimos a Ramada Paso, cercana a Corrientes a 56 kilómetros y a 16 kilómetros de Itatí,  por ruta 12”, mencionó la diputada coautora María del Carmen Pérez Duarte en el inicio de su exposición de fundamentos que promovieron la iniciativa. Y allí tuvieron la “oportunidad de dialogar y recorrer y conocer la historia de lo que es Ramada Paso”.

En su faz resolutiva, el proyecto establece en su artículo 2º que los gastos que demanden la refacción, iluminación, protección y mantenimiento del Patrimonio Cultural que esta ley declara, deberán solventarse de acuerdo a lo establecido en el artículo 12 de la Ley Nº 4047. En tanto, en su artículo 3º se ordena al Registro de Patrimonio Cultural de la Provincia de Corrientes proceda a inscribir al inmueble objeto de la presente Ley, cumplimentando lo establecido en esa misma ley.

“Como sabemos Corrientes tiene un fuerte arraigo religioso”, explicó la legisladora que comentó que la primera capilla surge en 1.909 con una donación de un terreno en donde se encuentra actualmente la capilla por parte de Feliciano Bonastre, y que ésta capilla fue hecha con la colaboración de todo el pueblo de Ramada Raso y todos los 13 de junio se festeja el aniversario de San Antonio de Padua.

El  campanario se inauguró en 1945 por el padre Benito Ansolin. Este campanario tiene una altura de 18 metros aproximados y posee semejanzas a las antiguas iglesias coloniales, dispone de dos campanas de diferentes tamaños con la finalidad de convocar la asistencia de los  feligreses al servicio religioso. En 1949, comienza a construirse la segunda capilla por una comisión que conducía el manejo administrativo parroquial. La misma sigue un estilo colonial con líneas arquitectónicas austeras y sobrias, una  capilla imponente por su altura. El  encargado de supervisar la obra de la capilla fue el subcomisario de Ramada Paso, José del Pilar Barrios, quien fuera Teniente Coronel de las Guardias Nacionales.

Pérez Duarte resaltó: “tenemos que destacar el campanario, tiene dos campanas como lo suelen tener las capillas en general, como las antiguas iglesias coloniales, de diferentes tamaños, y una llamaba  los feligreses para actividades religiosas”. “La iglesia otorga una identidad al pueblo de Ramada Paso porque Corrientes tiene un fuerte arraigo religioso al igual que otras localidades”, concluyó.

Prensa Cámara de Diputados